La Corte Suprema de Justicia de la Nación dispuso la creación de un “Comité de Emergencia Ambiental” para detener y controlar los incendios irregulares en el Delta del Paraná. En horas del mediodía, el Concejo Municipal de Rosario celebró su sesión ordinaria en una zona de islas santafesinas donde funciona una escuela provincial para abordar también esta problemática.

El supremo tribunal colegiado Justicia del país lo determinó por “unanimidad” a la vez de declarar su competencia en el tema, luego del pedido que le hizo la provincia de Santa Fe, a través de la Fiscalía de Estado, que presentó un escrito ante la Corte Suprema para que acumule “las diferentes causas” abiertas por la quema de pastizales en las islas del río Paraná, “a los efectos de lograr, en el menor tiempo posible, una solución definitiva al litigio”.

La Corte declaró su competencia para conocer en una acción de amparo colectivo ambiental, promovida por una asociación civil (“Equística Defensa del Medio Ambiente”) contra el Estado Nacional, las provincias de Santa Fe y Entre Ríos, y las municipalidades de Rosario y Victoria, por los incendios irregulares que se vienen produciendo en el cordón de islas que están frente a la costa de la ciudad de Rosario.

Habida cuenta del sector donde se concentran los incendios denunciados, decidió citar a la provincia de Buenos Aires y dispuso, “como medida cautelar, que ese Estado provincial así como las provincias y municipios demandados constituyan, de manera inmediata, un Comité de Emergencia Ambiental”.

Ordenó además que dicho Comité adopte “medidas eficaces para la prevención, control, y cesación de los incendios irregulares, en la región del Delta del Paraná”, utilizando para ello las bases del “Plan Integral Estratégico de Conservación y Aprovechamiento Sostenible en el Delta del Paraná” (PIECAS-DP) de 2009.

Dispuso asimismo que, en el plazo de 15 días corridos, presenten al Tribunal un informe sobre el cumplimiento de la medida ordenada, la constitución del Comité de Emergencia Ambiental y las acciones efectuadas.

Al respecto el gobernador Omar Perotti se mostró complacido con el fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación en su cuenta de Twitter, al tiempo que afirmó que esto “va en consonancia con los reclamos y las acciones de la provincia de Santa Fe, en el marco de los incendios irregulares en las islas del Delta del Río Paraná”.

También valoró como positivo que el Comité de Emergencia Ambiental se constituya “en el marco del Plan Integral Estratégico de Conservación y Aprovechamiento Sostenible en el Delta del Paraná (PIECAS). Iniciamos contacto con todos los actores involucrados para reunirnos lo antes posible”.

La Corte consideró que existen suficientes elementos para tener por acreditado que los referidos incendios, si bien constituyen una práctica antigua, han adquirido una dimensión que afecta a todo el ecosistema y la salud de la población.

Señaló además que no se trata en el caso del juzgamiento de una quema aislada de pastizales, sino del efecto acumulativo de numerosos incendios que se han expandido por la región, poniendo en riesgo al ambiente.

También destacó que el Delta del Paraná es un inmenso humedal y, como tal, además de albergar una rica diversidad biológica, es un ecosistema vulnerable que necesita protección.

Expresó que el peligro concreto sobre el ambiente se configura porque, con estos incendios, se causa un riesgo de alteración significativa y permanente del ecosistema del Delta del Río Paraná, además de resultar también afectadas la salud pública y la calidad de vida de los habitantes de ciudades vecinas, como la ciudad de Rosario

Concluyó en que existe prueba suficiente, y de carácter público y notorio, de que los incendios irregulares en los términos de la ley 26.562, masivos y reiterados en el Delta del Paraná han adquirido una dimensión que causa alarma en la población y una grave amenaza al ambiente.

Por lo demás, la Corte suprema de la Nación recordó que esta situación no es novedosa, ya que en el año 2008 el Estado Nacional y las provincias de Buenos Aires, Entre Ríos y Santa Fe, se habían comprometido formalmente a la elaboración de un “Plan Integral Estratégico para la Conservación y Aprovechamiento Sostenible en el Delta del Paraná” (PIECAS-DP), entre cuyos objetivos se previó la necesidad de encontrar soluciones viables y efectivas a la problemática vinculada a los incendios que afectaron diferentes zonas del Delta del Paraná, así como la promoción de procesos tendientes al logro de una armonización normativa al servicio de la conservación y desarrollo sostenible de ese territorio.

En dicho plan, señaló el Tribunal, se previó la creación de un “Comité Interjurisdiccional de Alto Nivel para el Desarrollo Sostenible de la Región del Delta del Paraná”, ─constituido finalmente mediante la resolución SAyDS 675/2009─ como instancia de coordinación de las acciones encaminadas al cumplimiento de los objetivos enunciados entre las provincias y municipios con competencia territorial en el área del Delta del Paraná. Sin embargo, puntualizó que en las actuales circunstancias resulta evidente que estas medidas no han logrado una solución perdurable en la zona. (Agencias/Jackemate.com)

Déjanos tu Comentario
Comparte este Articulo ...
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin