Hora local en Rosario:
Comparte este Articulo...

No sólo Rosario, sino toda la provincia, sanitariamente ha colapsado porque no hay camas críticas ni en el sector público ni en el privado, y para antes del viernes se espera que el gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, anuncie medidas restrictivas más importantes, más profundas, porque la situación por la pandemia de Coronavirus no da para más, y esto lo confirman las mismas autoridades sanitarias de la provincia.

«La respuesta del sistema de salud está absolutamente en su límite máximo, no hay capacidad de respuesta y ya no hay más capacidad de atención», afirmó este lunes la ministra de Salud santafesina, Sonia Martorano.

Durante este lunes, se realizó una reunión entre los directores de hospitales provinciales de Santa Fe con el gobernador Perotti para evaluar la situación epidemiológica de las últimas dos semanas, y el pedido -por unanimidad- de quienes están al frente de los servicios hospitalarios fue concreto: aumentar las restricciones para bajar la circulación.

«Estamos transitando un momento muy cercano al colapso sanitario», afirmó Martorano, y agregó: «Esto va de la mano con que en los últimos 14 días también se ha aumentado el número de camas, exactamente 50 camas ventiladas en toda la provincia. Mas allá de esto la situación ha llevado a la alta ocupación de la mismas, que tiene que ver con una gran agresividad del virus, mayor cantidad de días de internación -promedio de 21 días- y población joven afectada», explicó.

En la reunión se escucharon “pedidos de restricciones” para trabajar en disminuir la tasa de contagios porque “la respuesta del sistema de salud está absolutamente en su límite máximo, no hay capacidad de respuesta y ya no hay más capacidad de atención», confirmaron tanto Perotti como Martorano al periodismo.

En tanto, desde el Ministerio de Educación santafesino se está evaluando la posibilidad de «cambiar modalidades de funcionamiento» de las escuelas dado el colapso sanitario que se registra en la región, con lo cual ya se está anticipando que se pasaría de la presencialidad a la virtualidad en las escuelas.

«No hablamos de cerrar escuelas, sino de cambiar modalidades de funcionamiento”, dijo en declaraciones periodísticas la ministra de Educación, Adriana Canteros, porque “estamos siguiendo la curva epidemiológica localidad por localidad”, recordando que este lunes se suspendió la presencialidad en Villa Minetti y María Teresa.

Por su parte, Amsafé Rosario emitió un duro comunicado respecto a la situación actual. «¿Qué más falta para que el gobierno tome las medidas necesarias?», se preguntaron al inicio del texto.

«Desde hace dos meses que venimos advirtiendo de la necesidad de realizar una suspensión temporal de la presencialidad para no llegar al estado de situación en que nos encontramos hoy», sostuvieron. Se quejaron, en este marco, de que «el gobierno provincial no escucha» y que «la situación actual es dramática». (Jackemate.com)

 

 

Déjanos tu Comentario
Comparte este Articulo...