Por Mabel Martínez (*)

Los ciudadanos esperamos de nuestros representantes gubernamentales que se dirijan con un lenguaje de llegada preciso y claro. Cuando se usa un lenguaje cargado de contradicciones durante más de cien días en el contexto de una cuarentena interminable, es inevitable el conflicto.

La comunicación entre los que gobiernan y sus gobernados es asimétrica. Es posible, en parte, equipararse si se dan lo argumentos transparentes a través de las medidas políticas correspondientes.

Comprendemos que la situación que estamos viviendo es desconocida e histórica. Pero no es tolerable para el ciudadano común tantas incongruencias, tantas contradicciones y tantas incertidumbres que se observaron desde el momento previo al anuncio de la cuarentena del 20 de marzo. Vivimos en un sinfín de dudas que aún hoy seguimos sufriendo después de casi cuatro meses.

Tenemos un medio de comunicación, la lengua española, que pertenece al tipo de lenguas flexivas que manifiesta claramente el significado gramatical, una sintaxis elaborada pero precisa, un léxico abundante, riquísimo,  con posibilidades de utilizarlo adecuándose a las necesidades de la expresión según la intención y su semántica.

La organización discursiva da lugar a los gobernantes que puedan informar con claridad lo que se puede hacer o no. Se explica vagamente, se juega con elementos asertivos y al mismo tiempo restrictivo.

Así, los mensajes se vuelven opacos y, en gran parte, inentendibles para aquellos desesperados por su quehacer diario, es decir laboral,

Instamos a que los discursos de los políticos, hoy más que nunca, apelen a la simpleza, sinceridad, accesibilidad, claridad y sin ambigüedades.

En este marco pandémico, necesitamos transitar el camino de la comprensión y la superación.  Debe prevalecer una comunicación concreta, sin eufemismos ni incongruencias.  Con la distorsión comunicativa será imposible llegar inmunes al futuro. (Jackemate.com)

 

(*) Licenciada y Profesora en Letras – mabelmartinez13@live.com 
Déjanos tu Comentario
Comparte este Articulo ...
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin