Hora local en Rosario:
Comparte este Articulo...

Desde sincericidio, demagogia y hasta una actitud políticamente incorrecta, fueron algunas definiciones u opiniones que se escucharon desde la dirigencia política, tras la contundente declaración del intendente rosarino Pablo Javkin al admitir este martes, en un encuentro con periodistas, el “fracaso del Estado” frente al caso de Diego C., el rosarino de 25 años que persiguió con su camioneta y mató a dos motochorros que, momentos antes, lo habían asaltado frente a la vivienda de su padre, en el barrio de Fisherton, en la zona oeste del municipio.

“Es una foto de que hemos fracasado” se escuchó decir del jefe del ‘Palacio de los Leones’, para seguidamente afirmar: “Más allá de las responsabilidades particulares que pueda tener cada nivel, el Estado fracasó. Todo lo que sea la resolución privada a nivel de crimen o de conflictos que tienen que ver con la seguridad pública demuestra un fracaso del estado”, aseveró.

Javkin lo expresó este martes desde la ex Zona Franca de Bolivia, donde comenzaron las tareas de limpieza y remoción de chatarra acumulada durante años en ese predio que, según se anunció, dentro de poco se sumará como espacio público con una vista privilegiada al río Paraná.

La camioneta, la moto y uno de los motochorros que resultó muerto

“Los Estados tenemos que tomar acciones para que esto no se produzca”, aseguró Javkin, y agregó que “éste fue un hecho con múltiples víctimas. Lamentablemente es así. Ambas familias son víctimas. En el fondo, ese fracaso del Estado pone en víctima a todos los actores. Hay que tomarlo de ese modo, más allá de que la Justicia va a analizar el caso”, especificó.

«Tenemos que ser prudentes»

Consultado sobre las declaraciones de la ex ministra de Seguridad de la gestión presidencial de Mauricio Macri, Patricia Bullrich, en el sentido de que Rosario “estaba tomada por los narcos”, Javkin no dudó en sostener que “quienes tenemos responsabilidades tenemos que ser prudentes”.

Tras ello afirmó: “No me anoten en un momento del país en donde la gente está irritada, en alimentar la angustia de la gente. Si sobre el conflicto que tenemos, la incertidumbre de la pandemia, el 40 por ciento de pobreza, tiramos nafta al fuego en busca de rédito electoral, vamos a estar cada vez más lejos de arreglar los problemas. Prefiero trabajar para arreglar los problemas”, concluyó.

Este triste episodio se suscitó el jueves pasado en el barrio de Fisherton cuando Diego C. fue víctima de un asalto por parte de dos ladrones que se movilizaban en una motocicleta y que interceptaron al joven al arribar a la casa de su padre, en Amuchástegui al 600.

Los malvivientes, quien cuentan con antecedentes delictuales previos, apuntaron con sus armas de fuego a Diego C. y le robaron un bolso conteniendo dinero.

La víctima, sin dejar de pasar un segundo, salió a perseguir a sus asaltantes conduciendo su camioneta y, al llegar a Zuviría al 200, los alcanzó y literalmente les pasó por encima, matando en el acto a uno en el lugar mientras que el otro murió horas después en un nosocomio. (Jackemate.com)

 

 

Déjanos tu Comentario
Comparte este Articulo...