Domingo, Noviembre 17, 2019
logo.jpg

San Martín: Desde San Lorenzo llaman a consolidar "la verdadera unión nacional"

“Los sanlorencinos somos orgullosos custodios de la historia y la tradición sanmartiniana, pero el país le debe el mayor y más valioso de los homenajes: la consolidación de la verdadera unión nacional”, aseguró el intendente de San Lorenzo, Leonardo Raimundo, al rendirle tributo al general José de San Martín al cumplirse 169 años de su paso a la inmortalidad

El acto se llevó a cabo frente al Campo de la Gloria, donde el Padre de la Patria libró su único combate contra las fuerzas realistas en suelo nacional, congregó a decenas de familias de la ciudad y de la región.

La ceremonia comenzó con la presentación de las tropas, el saludo del intendente, la colocación de la bandera a media asta por parte de los granaderos del Destacamento ‘Campo de la Gloria’ y la realización de un minuto de silencio en honor al general San Martin.

Luego ejecutaron el Himno Nacional las bandas Municipal “Orlando Scalona” y ‘Tacuarí’ del Regimiento de Infantería 1 ‘Patricios’, con la interpretación del coro de lengua de señas “Manos libres” y la entonación de Pablo Parente.

Tras el ingreso de la réplica del sable corvo, dejaron ofrendas florales al pie de la llama votiva el intendente Leonardo Raimundo y el presidente del Concejo Municipal, Hernán Ore, ex combatientes, representantes de las fuerzas militares y policiales, y miembros de las asociaciones culturales de San Lorenzo y Fray Luis Beltrán.

La invocación religiosa estuvo a cargo del guardián de la parroquia “San Lorenzo Mártir”, fray Pedro Simón Samudio, para luego escucharse el discurso del intendente sanlorencino, quien definió a San Martín como “una persona de convicciones e ideales claros”.

Y afirmó: “No permitió que nada ni nadie corrompiera sus valores ni lo alejara de los propósitos que se había impuesto para el bien de su país”.

Se negó a una guerra fracticida

Luego dijo que es muy común recordar a San Martín por sus cargos militares y gubernamentales, para seguidamente instar a evocarlo por los cargos que no quiso ejercer, asumir ni mantener, “como cuando se negó a reprimir estas provincias del Litoral, con Santa Fe a la cabeza, diciendo ‘No quiero manchar mi espada con sangre de mis hermanos’”.

Precisó, más adelante Raimundo que “los sanlorencinos somos orgullosos custodios de la historia y la tradición sanmartiniana, pero el país le debe el mayor y más valioso de los homenajes: la consolidación de la verdadera unión nacional, de un país plenamente apegado en pensamiento pero también en acción a sus ideales, libre de injusticias, con anhelo de superación con un rumbo que esté convencido de sostener”.

En la parte final de su alocución, el jefe del Ejecutivo destacó la vigencia de los ideales sanmartinianos y, en este sentido, concluyó afirmando que “que cada vez que pasemos por este lugar esa acción nos inspire a ser simples agentes de cambio de nuestra realidad, para así legar a nuestras familias y a nuestra Patria un presente mejor y un futuro de inclusión y libertad; ese futuro que sin dudas soñó para nosotros el Padre de la Patria, Don José de San Martín”.

A continuación, se cantó a viva voz la marcha ‘San Lorenzo’ y se retiró la réplica del sable corvo. Además, la Orquesta Folclórica Municipal, junto a sus pares de Granadero Baigorria y Timbúes, interpretó un repertorio típico de las naciones liberadas por San Martín, que finalizó con “Sube, bandera del amor”.

El tradicional desfile se desplegó por bulevar Sargento Cabral, con una nutrida participación de agrupaciones cívicas y militares. A su cierre, el público y las autoridades se trasladaron al Campo de la Gloria, donde se desplegaron una serie de atracciones.

En primer término, se llevó a cabo un deslumbrante show de acrobacias aéreas, al tiempo que arribaba al predio la Marcha de los Bombos proveniente de la plaza San Martín.

Después se lanzaron sobre el suelo histórico los paracaidistas del Ejército Argentino y la banda Tacuarí tocó un repertorio de marchas patrióticas. La jornada finalizó con un espectáculo de luces y sonido.

Las actividades conmemorativas habían comenzado a media mañana, con la colocación de una ofrenda floral en el Monumento Ecuestre e izamientos de la enseña patria en el Pino Histórico y en la plaza San Martín. (Jackemate.com)