Jueves, Mayo 23, 2019
GSFE.jpg
logo.jpg

Avances en guerra asimétrica para enfrentar al terrorismo global

Antes de entrar de lleno en el análisis que implica esclarecer cómo fuerzas armadas de primer nivel modifican  su armamento para enfrentar al terrorismo en el orbe, es imprescindible hacer referencia a un elemento esencial: la utilización de los mecanismos bélicos  en la guerra asimétrica

La guerra asimétrica es definida por fuerzas militares de primer nivel como un conflicto, con violencia explícita en el que se verifica una abismal diferencia cuantitativa y cualitativa entre los recursos militares, políticos y mediáticos de los contendientes.  

Ello obliga a los bandos a hacer uso de tácticas atípicas que sobrepasan las acciones habituales. Toda clase de terrorismo  es un ejemplo de uso de guerra asimétrica, ya que el mismo carece de un frente determinado y de acciones militares convencionales.

El concepto que nos ocupa fue acuñado por William Lind, junto con un grupo de oficiales del Cuerpo de Infantería de Marina de los EE.UU, dentro de lo que se dio en  llamar “la revolución en la cuestión militar”.

Los coroneles chinos Qiao Liang y Wang Xianqsui se tomaron el trabajo de escribir el libro “Guerra sin restricciones”, en febrero de 1999 y en el postulan  la utilización de cualquier clase de lucha sin ninguna objeción ética ante una potencia abrumadoramente  superior en fuerza, tecnología o influencia diplomática.

Estados Unidos y la guerra asimétrica actual

El país del norte tiene claro que para combatir las fuerzas convencionales y a organizaciones terroristas debe desarrollar permanentemente armamento nuevo o modificar el existente para optimizar ataques contra sus objetivos.

Actualmente se están desarrollando granadas de detonación aérea, lanzadas por drones, las que explotan con detonadores a determinada distancia del objetivo para minimizar daños colaterales.

En los aviones de combate se agregan elementos para mejorar su capacidad de eficiencia. Incluso se comenzaron a producir en EE.UU naves aérea especiales  que pueden ser utilizadas para el rescate de soldados.

Por otra parte, comenzó la producción de aviones que funcionan a menor velocidad y con menor consumo de combustible, permitiendo ello que puedan mantenerse más horas en el espacio de ataque, esperando órdenes que recibirán desde un control central estratégico.

Esos aviones especiales tienen una velocidad de 580 km/h  y portan misiles y dos ametralladoras.

 Pueden ser operados tanto desde el asiento del piloto como del copiloto y están preparados técnicamente para atacar enemigos encubiertos.

Las fuerzas de la coalición, -en Afganistán, fundamentalmente-, ya perdieron, debido a estallidos de minas improvisadas 265 soldados. La mayoría murió en campos minados y por esa razón se están utilizando nuevos vehículos para cruzar campos minados.

Los mismos tienen mayor altura  sobre el nivel del terreno, son más livianos y no son propensos a volcar. Se denominan ATV y poseen un centro de gravedad distinto de otros rodados de guerra hasta ahora usados en combate. Poseen más blindaje y su costo unitario es significativamente menor.

Su blindaje desvía las explosiones de donde está la tripulación del vehículo, pudiéndose ser utilizados en rutas de abastecimiento con comando lejano.

Vehículos de asalto

Comenzaron a ser utilizados en Afganistán y Siria con explosivos C4.

También se utiliza otro denominado Miclix para despejar el paso de transportes. En su frente tienen una especie de arado de cuatro metros de ancho que arranca las minas y las expulsa hacia los laterales.

Otra arma anti terroristas es el MATV y está dirigido a combatir en espacios reducidos, especialmente para enfrentar terroristas en zonas urbanas. Actualmente se estarían estudiando otros métodos de desactivación de explosivos con robots controlados por radio que detectan rutas y campos minados.

Son robots de 15 centímetros  de alto y pesan sólo 15 kilos. Los militares revisan autos y espacios pequeños y las policías de Afganistán, Irak y Yemen las estarías utilizando. Tienen un radio de acción de hasta 550 km 2, en los que buscan signos de explosivos, ya que hasta detecta el cable de comando y lo desactiva, de manera segura, evitando las pérdidas humanas.

Desde el aire

Con drones se hace inteligencia de reconocimiento para evitar terrenos minados, tanto de día como en horario nocturno y, además, sirve para vigilancia, cumpliendo un tríptico de funciones.

El nuevo drone posee 46 cm. De largo, 10 de diámetro y está en proceso de desarrollo. Debe ser preciso para evitar muertes innecesarias. Trabaja con coordenadas y con punta explosiva retardada.

Le dicen a quien esto escribe que ya se habrían hecho pruebas en el desierto de Arizona y los resultados son producto de la adaptación de una vieja arma. Sirve muy bien en casos en que los terroristas se mezclan con la población civil inocente.

Además, se estaría transformando  un misil M-72 que actúa con un explosivo anti estructural a alta velocidad con un cohete de 42 mm. Posee un tubo de lanzamiento desechable y motor, así como otro  tubo de lanzamiento

Ya se habría probado el arma con vehículos, a 100 metros de distancia, con explosivo retardado. Así, el cohete detona dentro del espacio atacado y los desechos que produce son expulsados a baja velocidad para reducir daños y pérdidas humanas.

El cohete tiene aletas estabilizadoras y una cubierta que evita que menos fragmentos sean expulsados al exterior. (Jackemate.com)

 

(*) Licenciado en Periodismo – Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

 

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

ULTIMO PROGRAMA



Get the Flash Player to see this player.

time2online Joomla Extensions: Simple Video Flash Player Module